San Jerónimo Norte y una fiesta cada vez más arraigada

Junio 12, 2017 | por Redacción Voces del Salado
San Jerónimo Norte y una fiesta cada vez más arraigada
Informe central
0

La vigésimo sexta edición de la fiesta Nacional del Folclore Suizo volvió a resaltar los orígenes alpinos que tiene esta localidad del departamento Las Colonias. Música por las calles, carrozas alegóricas, delegaciones oriundas de diversos puntos del territorio, trajes típicos y espectáculos de primera jerarquía decoraron un evento que desde siempre apunta a revalorizar las raíces helvéticas que distinguen a esta comunidad.

 

 

 

 

Como ocurre hace 26 años, durante los primeros días de junio las banderas rojas y blancas flamean en cada rincón de San Jerónimo Norte, avivando la cultura suiza que corre por la sangre de buena parte de su población. Este 2017 no fue la excepción, ya que durante dos días consecutivos se llevaron adelante los actos centrales de la vigésimo sexta edición de la fiesta Nacional del Folclore Suizo. Se trata de un evento que rinde tributo a los antepasados suizos y reconoce a los visionarios inmigrantes que partieron desde el Cantón de Valais y se radicaron en estas tierras santafesinas. Si bien las celebraciones comprendieron otras actividades que se concretaron a finales de mayo por fuera de los festejos centrales, junio se caracteriza por todas las acciones emprendidas para evocar los orígenes alpinos de esta localidad del departamento Las Colonias. Tal como habíamos remarcado en notas anteriores de esta fiesta, el objeto de la celebración es mantener las costumbres, canciones, bailes e idiomas como testimonio de identidad.

 

 

 

 

 
Sin lugar a dudas, cada hecho acontecido refleja todas estas cuestiones mencionadas. “Las actividades comenzaron el sábado con la ya tradicional Caravana Musical desarrollada por las calles del pueblo; esto fue el principio de 48 horas consecutivas de festejos que involucraron a toda la comunidad”, explicó a Voces del Salado Celia Tschieder, secretaria comunal de Cultura. “La caravana fue muy divertida, iban carrozas y carretones con cuerpos de bailes, agrupaciones musicales y hasta estuvo presente una delegación de Uruguay proveniente de la Colonia Nueva Helvecia, quienes siempre traen una importante contingente de personas que lucen sus trajes típicos”, detalló. “En estos vehículos se montan barriles y vamos sirviendo chopp a todos los vecinos. A lo largo del recorrido hicimos algunas paradas, como en el museo Lorenzo Bodenmann y en el hogar para ancianos Casa Sagrada Familia, donde los abuelos se sientan en la vereda, disfrutan del espectáculo y hasta bailan… sinceramente les hace muy bien todo esto”, aseguró la funcionaria sanjeronimense.

 

 

 

Por las calles. La caravana musical recorrió los distintos puntos de la localidad con agrupaciones que desplegaron su mejor repertorio sobre el asfalto. A lo largo de su andar, se fueron sirviendo vasos con chopp que se entregaron a los vecinos.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 
Comidas, bailes y mucho más

 

 

 

 

 

La caravana fue sólo el puntapié inicial de todo lo que vendría luego. una vez completado esto, los festejos continuaron por la tarde noche, en el gimnasio cubierto del Club Libertad de San Jerónimo Norte, donde se llevó a cabo la gran cena -baile, con la actuación de conjuntos musicales locales: Cuarteto Ambó y Original Santa Paula, junto a la presentación de los Hermanos Papp. “La gastronomía fue algo destacable, puesto que no sólo hubo comidas al paso en la cantina, como hamburguesas, papas fritas y choripán, sino que también se degustaron delicias bien tradicionales de la cultura suiza, como chucrut y torta alemana, entre otras”, describió Tschieder, quien también habló sobre las bebidas que acompañaron la velada. “Hubo chopp rubio y negro, cervezas que usualmente son muy consumidas por los comensales”, aseguró Celia, sin dejar de ponderar “la calidad de los diversos espectáculos musicales que se presentaron”.

 

 

 

 

Desfile principal. Durante los actos centrales realizados el domingo 4 de junio, las distintas delegaciones mostraron todo el color y la pasión por suiza en torno a la plaza central Libertad. Los grupos integrados por mayores y menores vinieron desde diversos puntos, como Rafaela y Humboldt.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 
La fiesta no cesó allí, sino que hubo mucho más. El domingo tuvo lugar el Tedeum en la parroquia Nuestra Señora de la Asunción, donde asistieron autoridades municipales, provinciales y vecinos en general. “Luego de la ceremonia religiosa se procedió a servir el tradicional chocolate caliente en las instalaciones de la Asociación Suiza, lo que fue la antesala al desfile alegórico realizado en torno a la plaza Libertad”, comentó Celia. “Allí se pudieron apreciar los típicos carruajes y carrozas, muñecos cabezones de ciudadanos suizos y delegaciones del país y de la región, además de haberse cantado los himnos de Argentina y de Suiza”, acotó. “Cabe remarcar que entre las personas destacadas presentes en la ocasión estuvo la cónsul general de la Embajada de Suiza en Argentina, Margrit Ledermann Prestofolippo.

 

 

 

 

 
En el citado espacio verde pasaron muchas carrozas alegóricas, como la que representó a la fe, el trabajo y la familia suiza, la de los recuerdos -que simbolizaba a abuelos que contaban cuentos a los nietos- y otras con conjuntos musicales tocando en vivo, además del desfile de las distintas delegaciones de la zona. “Siempre se muestran las tradiciones suizas que radican en San Jerónimo Norte y las tratamos de reflejar muy bien, incluso se perciben en la carroza que traslada a las candidatas que participan de la elección de la Reina Nacional del Folclore Suizo”, afirmó la secretaria de Cultura. “Luego de las palabras del presidente comunal, Carlos Volpato, y de la nombrada cónsul, la fiesta continuó nuevamente en el Club Libertad, donde se concretó un gran almuerzo de similares característica de la cena del día anterior”, aclaró. “En la ocasión se presentaron los cuerpos de baile, se efectuó la elección de la reina y tocaron orquestas y grupos musicales como la Zillertal Orchester, Ritmo Alegre, Los Embajadores del Ritmo, Los Auténticos del Ritmo y Grupo Zurich”, completó la responsable del área de Cultura de la Comuna de San Jerónimo Norte.

 

 

 

A bailar. Las danzas típicas fueron atractivos que se destacaron durante el almuerzo y la gran cena organizadas en el marco de esta vigésima sexta edición de la fiesta.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 
Juegos, deportes y arte

 

 

 

 

 

La algarabía y diversión de los vecinos de San Jerónimo Norte no sólo se percibió en los actos centrales de la fiesta Nacional del Folclore Suizo. Los días previos a la celebración principal también hubo divertimentos varios que se enmarcaron en este homenaje que recuerda a aquellas primeras cinco familias que poblaron el territorio. El día jueves 1º de junio se realizó el concurso de Jass en la Cava Valesana de la Asociación Suiza Helvetia, este típico juego de cartas suizo que tuvo como ganadores a los señores Natalio Perren y Oscar Imhoff. Pero antes, a finales de mayo, tuvo lugar un torneo de tiro en las instalaciones del Club Tiro Federal Argentino, entidad que originalmente se llamó Tiro Suizo y desde que se hace la fiesta organiza este certamen.

 

 

 

Valores suizos. La carroza dedicada a la fe, la familia y el trabajo representó a aquellos primeros suizos que llegaron a este país, para luego radicarse en lo que años más tarde sería San Jerónimo Norte, tierra helvética por excelencia en Santa Fe.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 
También se inauguró la muestra denominada “Suiza: hombres con ideas”, cedida gentilmente por la embajada de ese país en Argentina. “Esta exposición es en alusión a grandes personajes suizos que se destacaron a lo largo de la historia, como psicólogos, matemáticos y artistas, entre otros”, contó Celia Tschieder. “Sumado a todo esto, desde Brig Glis, un municipio suizo con el que estamos hermanados, donaron 43 instrumentos a la Fundación Arte Viva, una entidad local que enseña la música suiza y que periódicamente da diversos conciertos y hace muestras artísticas”, finalizó la secretaria de Cultura.

 

 

 

Belleza alpina. El presidente comunal, Carlos Volpato, corona a la nueva Reina Nacional del Folclore Suizo, Fátima Donnet, representante de la Sociedad Suiza de Romang. Candela Riemersma Clemenz fue elegida Primera Princesa y Sabrina Ambort la secundó.

Deja un comentario