Buscan facilitar la salida de la producción láctea de la región

enero 15, 2018 | por Redacción Voces del Salado
Buscan facilitar la salida de la producción láctea de la región
Informe central
0

Colonia San José, Franck, San Agustín y San Carlos Norte apuntan a confeccionar un proyecto para mejorar las condiciones de los caminos rurales que los une y de esta forma agilizar el trabajo de los tamberos radicados en la zona. Hoy estos senderos se encuentran sumamente deteriorados y por ello se dificulta el movimiento de la materia prima. La idea es que las comunas ejecuten los trabajo y la Provincia colabore con la entrega del ripio que se colocaría en las senderos internos.

 

 

 

 

Las Colonias es uno de los departamentos de la provincia de Santa Fe que se caracteriza por la importante producción lechera que generan muchas de las localidades que lo integran. Más allá de las complicaciones que vive este sector productivo por la baja rentabilidad y la caída en los precios del mercado, esta actividad no deja de ser fundamental para la subsistencia de las familias que habitan pueblos como Colonia San José, Franck, San Agustín y San Carlos Norte, entre otros. Justamente estos distritos mencionados están unidos entre ellos a través de caminos rurales internos que no sólo sirven de conexión directa entre punto y punto. También son arterias vitales dentro del sistema productivo lácteo existente en la región, las que facilitan la salida de la leche desde los tambos radicados en el campo hacia las vías de comunicación más importantes de la provincia y el país, como por ejemplo la mismísima Autovía 19, entre otras.

 

 

 

 

 

Sin embargo, las intensas lluvias acontecidas durante los dos últimos años, sumado al trajín propio que sufren estos senderos periódicamente, los han dejado en condiciones deplorables. Incluso muchos de ellos estuvieron prácticamente cerrados al paso por un tiempo, como consecuencia del agua anegada o por la destrucción que presentaban. Fiel al lema “la unión hace la fuerza”, las mencionadas localidades aunaron criterios y acordaron diseñar un plan para reconstruir todos estos caminos para favorecer la salida de la materia prima que da vida a estas comunidades. De Franck a Colonia San José, de allí a San Agustín, y desde este lugar hasta San Carlos Norte. Estos serán los tramos sobre los que trabajarían estas comunas unidas, junto a la colaboración y ayuda de la Provincia, la que será esencial para poder hacer realidad este anhelo y darle una solución definitiva a la problemática.

 

 

 

Una y otra vez. Para poder preservar su estado, la Comuna de Franck debe realizar un mantenimiento periódico de calle Los Andes para poder garantizar la circulación por el lugar. Se trata de un camino rural que conecta con Colonia San José y por donde circula la producción láctea generada por ambos pueblos.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Ripiado

 

 

 

El presidente comunal de Colonia San José, Luis Chatelain, brindó más detalles de este ambicioso proyecto que desde hace tiempo viene tomando forma. “En nuestro caso en particular, estamos coordinando acciones junto al representante de San Agustín, Emiliano Mónaca -con quien también trabajamos dentro del Comité de Cuenca del sector-, para realizar un ripiado firme que nos una y de esta forma terminar con los problemas que tenemos para circular”, precisó. Las conversaciones de Chatelain también se dieron con el presidente comunal de Franck, Javier Enrico, puesto que ambos distritos están unidos por otro camino que sale a calle Los Andes del último pueblo nombrado. “Allí también se necesitaría un buen repaso de ripio ya que hoy está muy deteriorado”, afirmó.

 

 

 

 

En el caso de San Agustín, para llegar desde Colonia San José hasta el sector tambero de ese pueblo hay que tomar el camino que se encuentra al sur de la Autovía 19, a unos 3 mil metros de la estación de Transener. En tanto, el tramo que une a Colonia con Franck comprende unos 5 kilómetros y fue constituido con ripio entre 2004 y 2005 (2,5 kilómetros cada uno), con el compromiso de que cada parte realice el correspondiente mantenimiento. Sin embargo, con las emergencias hídricas vividas, la situación se desbordó. “No caben dudas, hay que hacer nuevamente ese camino porque sufrió mucho. Hubo partes que estuvieron cortadas y otras que se destruyeron, el agua se llevó todo el ripio. Cuando se normalizó todo, debimos levantar el camino y hoy está sin ningún tipo de material que lo mejore”, explicó Luis Chatelain.

 

 

 

Es por eso que el objetivo primordial es elaborar un proyecto en conjunto entre las cuatro localidades, presentarlo a Vialidad Provincial y de esa forma gestionar el material para desarrollar las obras, las que serían ejecutadas por cada una de las comunas mencionadas. “Las obras de arte (alcantarillado, abovedado, desagües y demás) ya están hechas, incluso en nuestro caso el camino está levantado; la maquinaria a utilizar también correría por nuestra cuenta, sólo necesitaríamos que nos den el ripio o piedra para poder colocarlo”, indicó el presidente comunal de Colonia San José.

 

 

 

Desde arriba. El mapa muestra el camino que une Colonia San José con San Agustín. El ingreso se ubica del lado sur de la Autovía 19, a unos 3 mil metros de la estación de Transener. Se trata de Una arteria que facilita la salida de la leche desde los tambos del campo.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Revertir la situación

 

 

 

 

Otra de las voces que se refirió a este plan destinado a mejorar los caminos rurales que conectan a varias de las localidades de la zona del departamento Las Colonias fue la de Emiliano Mónaca, presidente comunal de San Agustín. “Vamos a presentar ante Vialidad Provincial esta solicitud para establecer un convenio y ver la posibilidad de hacer el ripiado de los caminos rurales como el que nos une con San Carlos Norte, ya que son los senderos por donde sale la producción. Hoy se le complica mucho a los productores realizar esta tarea, sobre todo si llueve”, aseguró el titular de la casa comunal agustinense.

 

 

 

 

En este sentido, Mónaca sostuvo que hoy el mantenimiento y repaso de estos caminos es muy costoso. Es por ello que desean concretar una base más sólida para que dure más tiempo y se pueda trabajar con la materia prima durante muchos años con mayor tranquilidad. “Serán unos 5 kilómetros los que deberíamos hacer. No es mucho, por eso apelamos a la buena voluntad de Vialidad para avanzar en las gestiones del material”, aseguró luego. En esta misma sintonía, Luis Chatelain apoyó el pedido de Mónaca, ya que -explicó- “en la zona comprendida por San Agustín y San Carlos Norte hay una gran concentración de tambos”. “Hay que hacer un trabajo más grande porque en ese sector hay que levantar el camino, pero lo haríamos en colaboración con el Comité de Cuenca”, dijo el presidente comunal de Colonia San José. En tanto, Mónaca anticipó que se seguirá avanzando con el proyecto durante los meses de febrero y marzo, cuando se retome la actividad administrativa de manera más intensa.

 

 

 

Todo un desafío. En un video compartido en la fan page de Facebook de la Comuna de San Agustín, un vecino muestra el estado que presentaban los caminos rurales del distrito en abril del 2016, luego de las intensas precipitaciones que golpearon la región. Justamente por estos senderos los productores lácteos intentan sacar su materia prima. Esta mas que claro que el plan para ripiar estos tramos es urgente.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Un problema mayor

 

 

 

 

Aunque la transitabilidad de los caminos puede ser un problema, sin lugar a dudas el mayor dolor de cabeza que tiene la industria láctea en la actualidad es a causa de la situación económica que la afecta, lo que deriva en el cierre de numerosas empresas. Así lo explicó Luis Chatelain, quien graficó con datos la realidad del sector que trabaja en Colonia San José. “Para que se den una idea, hace unos 15 años había alrededor de 35 productores tamberos; hoy sólo quedan 7 u 8, y eso que en el distrito hay sólo unas 6 mil hectáreas”, manifestó el funcionario.

 

 

 

 

“Antes estaba todo subdividido y cada familia tenía su espacio donde producir y vivir, pero hoy se produjo un éxodo muy grande y sumamente preocupante para nuestra zona”, afirmó. De acuerdo a lo explicado por el presidente comunal, este problema surge por dos cuestiones: el trabajo ejecutado bajo el costo de producción y las continuas inundaciones que golpearon en los últimos años. “Hoy tenemos una producción bajísima, sin subas en los precios y siempre por debajo de la inflación; pero además hemos sufrido dos inundaciones y por ello muchos tamberos decidieron cerrar sus puertas”, expresó.

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *